Dios y el individuo

César: Que facil se vuelve esto cuando lo hago en español jeje, y explicas muy bien y me lleno de esta energía que me acompaña a veces que luego te hablaré sobre ello, sin embargo aun no me cierra del todo la idea. "Todo lo observado se puede ir, pero tú, la conciencia, eres eterno. Esa es la supuesta pantalla blanca donde se proyectan (en apariencia) todo tipo de situaciones. Sin embargo, es solo una pantalla blanca. No son miles. Revísalo. No tienes ninguna prueba real de que sea de otra manera y no la hay. Solo es una pantalla blanca. La creencia de que son más es eso, una creencia." Con creencia te refieres a una ilusion dentro de la ilusion o a la ilusion misma? Es que dentro de esta ilusion yo veo cosas separadas de mi, pero puedo tener la creencia de que esas cosas incluyendote a ti y demas personas realmente no tienen consciencia propia y solo son proyecciones que yo percibo, o puedo creer que si.

Shams: Me refiero en particular a lo que queremos decir con “pantalla blanca”. Con “pantalla blanca” nos referimos a la conciencia ordinaria y libre de acción donde la experiencia aparece. Decir que esa pantalla blanca es solo una entre varias no es más que una creencia. Siendo estrictos, no es una ilusión, en sí. En la ciencia se supone, por ejemplo, que hay muchas conciencias (una por cada cerebro), pero no ha podido demostrarse nunca. Más bien se ha convertido en un dogma, mientras que lo contrario es obvio. Una ilusión es algo que estás percibiendo y que parece ser así, a pesar de que no lo es. Por ejemplo, un espejismo: a pesar de que sabes que no es real, lo sigues viendo. Es una ilusión. La división que da raíz a la experiencia, es decir, la que crea sujeto y objeto (experimentador y experiencia) es la ilusión más grande y gracias a la cual existe el universo. Lo demás son solo creencias, ideas incorrectas, nacidas de esa primera creencia. Creer que hay muchas conciencias además de tu conciencia es una creencia. Como ya he dicho, no tienes prueba de ninguna otra conciencia y nunca la tendrás. PERO... eso no significa que no haya otras mentes. La mente no es lo mismo que la conciencia. Lo que se infiere de tu argumentación es un error de comprensión que llamamos superimposición de la conciencia. ¿Qué es eso? Es una confusión habitual de la conciencia con alguno o algunos de los objetos que aparecen en ella, en este caso, la mente. Siguiendo con la analogía, la mente no es la pantalla en blanco. La mente también es lo que se proyecta sobre esa pantalla. Con “pantalla en blanco” nos referimos a una pantalla plana donde no hay nada, pero gracias a la cual todo parece ser real. La pantalla es libre de todo, incluso de la acción de experimentar y percibir. Todas las acciones y características limitantes que se te ocurran no son más que cosas proyectadas en esa pantalla.

Ahora voy a hacer énfasis en un concepto básico de Vedanta, el cual va a quedar claro poco a poco, pues, mientras el Ser es muy fácil de comprender, al menos conceptualmente, la idea de la que hablo es un poco más compleja porque está llena de atributos y su jerarquía es amplísima. Ese concepto se llama Ishvara (el Creador). Ishvara es la Gran Mente, el campo de la vida, Dios… Es un Creador que es uno con su creación. No es un arquitecto que está aparte de lo que ha creado. Su relación con la creación es como la de la araña con su telaraña: la araña es la inteligencia que hace a la telaraña y también es la sustancia de la telaraña. No están separadas. Ishvara es todo lo manifiesto y lo inmanifiesto. Nada sucede sin que Ishvara quiera. Ishvara es el Kosmos. Pero, ¿qué papel juega el Ser en relación con Ishvara? El Ser es la pantalla en blanco sin la cual Ishvara no puede suceder. Ishvara depende por completo del Ser. En realidad Ishvara no es otro que el Ser cuando se le agrega la ignorancia. Sin la ignorancia (es decir, sin la división objeto y sujeto) Ishvara no puede operar de esa manera.

Por lo tanto, la pantalla blanca (lo real) recibe una proyección de algo que parece real, pero eso es solo apariencia. Esa apariencia es Ishvara. Llamémoslo, por ahora, la Gran Mente. La Gran Mente es, entre otras cosas, la totalidad de las mentes. Todas las pequeñas mentes forman parte de la Gran Mente, que es la que decide qué, cómo, cuándo y dónde. Es el gran titiritero que vive la vida a través de muchas vidas. Solo la Gran Mente puede ver la proyección completa sobre la pantalla blanca. Eso incluye: el pasado, el presente y el futuro, así como todos los universos, todas las posibilidades y todas las vidas. Nada sucede sin que la Gran Mente lo quiera y lo sepa. La Gran Mente (Ishvara) es también quien establece las reglas para el universo. Así pues, mientras que la Gran Mente tiene poder ilimitado y conocimiento ilimitado, las pequeñas mentes tienen poder y conocimiento limitados. Muy limitados. ¿Esto qué significa? Significa que, mientras que la Gran Mente es todas las proyecciones que aparecen en la pantalla blanca, las pequeñas mentes son partes minúsculas de la gran proyección que no pueden conocer las otras partes.

Tu mente no puede conocer a mi mente porque esa es una de las reglas del universo. Dios, la Gran Mente, es el único que puede conocer ambas mentes y todas las mentes. Cuando imaginas que hay dos pantallas o más pantallas, estás confundiendo a la mente con la Conciencia. La característica de la conciencia es la característica de la pantalla blanca. ¿Cuál es esa característica? Que es siempre existente, que es libre de todo, que nada sucede en ella pero que permite que todo suceda. La mente es la que está separada de otras mentes, es el lugar donde aparecen experiencias diversas y cambiantes. Pero la mente no es donde la experiencia se proyecta. De hecho, la mente ¡es también lo proyectado! La mente es también una experiencia proyectándose en la pantalla blanca.

César: Si creo que solo hay una pantalla y es la que percibe esta historia de la vida de César, esto se convierte raro y todo cobraría sentido, pero es justo el engaño que hablan metaforicamente las religiones, de creerte que eres lo unico que existe. No se si me explico con la diferencia, las 2 posturas son asi:

Solo yo existo porque soy el Ser, sin embargo dentro de la ilusion hay varias pantallas individuales por lo tanto tu tienes consciencia propia y yo tambien por separado, vivimos diferentes vidas, aunque de base los 2 somos el mismo Ser. Tenemos que entender que entonces que desde mi pantalla, tengo que comprender que todo es proyeccion, ilusion, incluyendote a ti y tu historia. Pero desde tu pantalla, yo soy tu percepcion, soy ilusion.

Shams: Revisa los párrafos que escribí arriba con respecto a esta idea que también es confusión de la mente con la Conciencia.

César: La segunda postura es solo yo existo y tu y los demas no tienen consciencia propia, solo existes cuando apareces en mi mente como en este correo, antes de que yo te contactara tu ni siquiera existias. Todo este sueño lo construi yo y todos ustedes me hablan de esto para asi despertar de este sueño, asi esta creado el sueño, pero realmente ninguno de ustedes existen mas que en mi mente, solo estan para actuar en esta pelicula proyectada por esta pantalla. No tengo que ayudar a nadie mas que a mi mismo porque todos ustedes simplemente cumplen su papel.

Si fuera la segunda postura, tal vez ni siquiera podrias decirmelo, y uno luego se vuelve loco por esto jeje, se hace egoista al maximo. Un ejemplo de como muchos se desvían incluso al final de todo esto: "Descubre quien eres y luego pregunate quienes son esos que quieres ayudar", eso dijo Ramana, y me suena a "Descubre que eres el unico que existe y por lo tanto no tienes que ayudar a nadie".

Shams: Claro, si creyeras la segunda postura estarías en serios problemas y te recomendaría ir al doctor antes de seguir indagando. Gran parte de las personas que están en los manicomios tuvieron profundas experiencias espirituales y no supieron comprenderlas, así que asumieron que las características de Dios (la Gran Mente) eran las características de su mente. O creyeron que las características de su mente eran las características del Ser. No hubo nadie que les dijera que la liberación no es liberación para el individuo, sino liberación del individuo. Por eso, un trabajo fundamental de la indagación consiste en observar y sacar a la luz este tipo de ideas que no son útiles.

César: Sin embargo, si es la primer postura, ayudo a los demas porque se que soy ellos pero porque tambien se que tienen consciencia propia. Desde mi pantalla los considero ilusion, una proyeccion, pero comprendo que desde sus pantallas ellos experimentan, son conscientes.

Shams: No, yo sé que la pantalla es una sola, la misma pantalla siempre. Nadie tiene conciencia propia, porque solo hay una conciencia. Mi mente sabe que es una entre muchas proyecciones y entiende que hay otras proyecciones en la pantalla, algunas de las cuales tienen sufrimiento, entre otras características de la proyección. Cuando la mente que se proyecta en la pantalla posee el conocimiento firme de que lo único real es la pantalla, se da cuenta de que ella misma es una proyección y sabe con toda seguridad que su verdadera identidad es la pantalla blanca, que es también la identidad de todas las otras mentes proyectadas sobre la pantalla. Al haberse ido la ignorancia de ella, la mente se relaja y sigue actuando de acuerdo con su naturaleza, respetando siempre de manera automática las leyes del Dharma. Si su naturaleza es ayudar, ayudará. Pero lo hará sabiendo que las otras mentes también son proyecciones y que el sufrimiento que pudieran estar experimentando es parte de la ilusión.

César: Yo creo que es la primer postura, sino para que me ayudarías?, y entonces es verdad, "hay una unica pantalla" realmente, el Ser, pero ilusoriamente hay varias pantallas. Pero entiendo que para liberarme tengo que ir directamente a la pantalla del Ser y por lo tanto no tengo que pensar que hay otras pantallas, aunque realmente en la ilusion si suceda.

Shams: Solo hay una pantalla. Ilusoriamente, hay varias mentes. Dios es la suma de todas las mentes. La pantalla donde se proyectan estas mentes es la Conciencia, que es libre de lo proyectado. Vedanta reconoce todos estos factores y sabe que, al principio, no basta con enfocar la mente en el Ser. Por el contrario, hay que tener claro todo el mapa y sus distintos factores para poder comprender al Ser.

César: Es como la mano y sus dedos, yo siendo un dedo puedo entender que los demas dedos tienen sus experiencias y son conscientes dentro de sus pantallas, pero si quiero presenciar la mano tengo que empezar a comprender que la unica pantalla donde todo ocurre es en la mano y las demas pantallas eran ilusion.

Shams: Cuando afines tu comprensión sobre la mente, esto va a ser más claro. Porque la forma en que lo expresas no es correcta. Por eso, tenemos que añadir como elemento de comprensión a Dios (la Gran Mente). La metáfora sería así: César es uno de los dedos y está limitado porque tiene características propias y no sabe lo que los otros dedos experimentan. La mano completa, con todos los dedos, es Dios. Es quien, en realidad maneja los dedos. Es la totalidad, quien tiene todos los atributos y quien presencia a los otros dedos. ¿Y el Ser? El Ser es libre de los atributos. El Ser no se mueve. El Ser es aquello sin lo cual no existiría Dios. En este caso, el Ser sería quizá la carne, que es aquello que es independiente de la mano y sin lo cual la mano no puede tener existencia. En realidad solo existe la carne de la mano. La mano y los dedos son solo conceptos creados por los humanos para dividir a la carne en distintas partes, para comprenderla. César, el dedo, jamás va a tener una experiencia de la mano entera. Eso le pertenece a la mano entera. Lo único que le toca hacer al dedo es entender que 1) el dedo forma solo una parte de la mano y siempre va a ser así y que, 2) en realidad, el dedo, es solo una idea, así como la mano. Lo único real es la mano. Por lo tanto, el dedo no se convierte en mano. La liberación para el dedo es tener el conocimiento de que siempre ha sido la carne. ¿Qué implicaciones tendría eso? Por ejemplo, el dedo sabe que, si tuviera un accidente con unas tijeras y llegara a desprenderse de la mano, seguiría siendo carne. Si llegara a suceder lo mismo con los demás dedos, también seguirían siendo carne. La mano podría desaparecer, pero la carne seguiría siendo la misma. (Bueno, como metáfora no funciona tan bien, pero el sentido de la explicación es el correcto)..

César: Entonces, si la experiencia sucede en la ilusion, y es en la ilusion donde se separan las pantallas ilusorias para mostrar diferentes experiencias, yo como Ser soy el que experimento todas esas historias en esas pantallas, sin embargo a la vez no lo siento xD

Shams: Aquí será muy bueno seguir aplicando la explicación del principio. El que experimenta todas las historias es Dios, Ishvara. César es solo una de esas historias, así que, aunque lo intente, jamás va a saber lo que Dios sabe. Por otro lado, el Ser no experimenta ninguna historia. El Ser no experimenta nada. El Ser es ilimitado. Si hay algo ilimitado, eso ilimitado tiene que ser lo único que hay. Este es el caso del Ser. Por lo tanto, para el Ser no hay movimiento ni experiencia de ningún tipo. Si hubiera algo aparte del Ser (por ejemplo, la experiencia, el tiempo, el universo, las distintas mentes), entonces el Ser no sería ilimitado. Entonces, ¿por qué parece que hay una creación? Porque, como es total e ilimitado, el Ser lo incluye todo, incluyendo la ilusión de que no hay Ser o de que hay muchos seres. Así que el Ser crea esta bella paradoja, no tan fácil de entender a la primera.

César: Puedo ver a una persona con una grandiosa vida llena de felicidad y decir "soy yo experimentando esa vida, buenisimo", sin embargo realmente no es asi xD

Shams: El Ser no experimenta, porque es libre de toda acción. Lo que podrías decir es lo siguiente: “esa vida aparece en mí, de la misma forma en que todas las vidas aparecen y desaparecen en mí.” El único que puede decir “soy yo experimentando esa vida”, refiriéndose a todas las vidas, es Dios. Pero César no es Dios, sino solo una parte minúscula de Dios.

César: Al dividirnos en pantallas diferentes las experiencias se limitaron. Soy el Ser, pero me perdi la experiencia de vivir tu vida por ejemplo.

Shams: Si el Ser es una pantalla donde aparecen todas las experiencias de todos los tiempos y todos los universos, ¿cómo es que podría perderse en una experiencia? La pantalla (el Ser) no está perdida en nada. Es totalmente libre. La ilusión es solo para la mente, porque una de las características del Ser es saber automáticamente quién es. La mente es quien se cree ser una pantalla separada. Por eso tal vez podemos decir que el Ser parece estar sumido en la ignorancia, porque la mente es una con el Ser, en realidad, y la vivencia de la ignorancia (así como la de su final) sucede en el Ser.

Por otro lado, César se perdió vivir mi experiencia, pero Dios las vivió todas. El Ser, por otra parte, no vivió ninguna de las experiencias, porque es el Ser, completo, total, libre, más allá de la mente y más allá de Dios.

César: Tal vez esta pantalla mostró la vida de Ramana tiempo atrás, tal vez tambien la de Einstein, pero no mostrará la tuya ni tampoco tal vez mostró la de Newton.

Shams: En este caso, sucede la misma confusión. La mente es parte del cuerpo sutil (o alma) y lo que reencarna es el cuerpo sutil, pero el cuerpo sutil tampoco es una pantalla separada. El cuerpo sutil también se está proyectando sobre la pantalla. Un cuerpo sutil puede manifestarse a través del tiempo, a medida que agota su karma, como personas distintas en vidas distintas. Pero hay alguien que es todas esas personas, que decidió cada detalle de su destino y que lo experimentó todo a través de esas personas: Dios.

César: La verdad, es mi mente la que quiere estar tranquilo con todo esto, necesita cerrar ideas, pero de igual forma yo me "trabajo" dia a dia. Esto mas bien lo hago como hobby, profundizar en esto. Bien podría estar haciendo cualquier otra cosa.

Shams: Me parece bien cómo lo expresas. No es algo que le moleste mucho a la mente pero, al mismo tiempo, no puede tener toda la tranquilidad hasta tener claridad. Y como Vedanta no es una cuestión de fe ciega, tienes el derecho de seguir preguntando y probando hasta estar seguro.

César: "¿Cuál es tu motivación última para acercarte a Vedanta?", me preguntas. Tuve una experiencia con LSD la cual me dije "Soy Dios" y sabia que lo olvidaría y me lo anoté en mi celular junto a una reflexion que hice para recuperar eso que sabía y era "apunta cada conocimiento a que eres Dios, Dios es la respuesta a todas las preguntas".

Shams: Cuando uno toma LSD, la mente se abre y puede llegar hasta fundirse con la mente de Dios.Cuando dices “soy Dios”, tienes razón, porque en realidad en este mundo solo hay Dios. Dios es lo único que hay. César es solo un concepto. Lo que sería equivocado pensar es que solo César es Dios. Todo es Dios y todos son Dios. Pero Dios es el Jefe. Con la palabra “Dios” también nos referimos al Ser. Y eso está bien, porque en realidad son el mismo. La diferencia, es que el Ser es libre de todo atributo, mientras que el Creador es (en apariencia) todos los atributos.

Sí. La respuesta a todas las preguntas es Dios. En este mundo, Dios es el conocimiento que buscas. Dios es el único que puede guiarte. Y si estás teniendo estas inquietudes es solo porque Dios lo quiere. César depende por completo de Dios y, cuando esto es asumido por completo, a César no le queda otra opción más que ser feliz. En Vedanta se da por hecho que en el universo todo depende de la voluntad de Dios, así que uno de los tópicos de estudio más importantes se llama Bhakti (devoción), que no es más que reconocimiento de que el único principio que funciona en el mundo es el amor de Dios hacia Dios mismo.

César: Y luego entonces cuando seguia aprendiendo sobre la mente, los sueños y demas temas que ya lo hacia antes, simplemente cambié la forma en que miraba esto, y todo se volvió no-dual xD entendi que si habia una sola cosa posible que tenia que ser Real entonces esa cosa trasciende espacio-tiempo y no puede ser algo separado de mi.

Shams: Exacto. Ahora pregúntate si es posible que esa cosa que trasciende espacio-tiempo puede estar dividida en varias pantallas, en varias trascendencias espacio-tiempo.

César: Llegué al advaita y simplemente me reí de que habia llegado a lo que en esa experiencia que tuve queria guiarme. Y ahora simplemente se que este sueño tiene un final en lo que ya somos realmente, volvemos a Dios. Y simplemente quiero actuar de acuerdo hacia donde vamos, para asi de esta forma vivir armonicamente. Y si esto significa dar un paso a la desidentificacion con la ilusion, aunque de igual forma sigamos aqui, pues eso es lo que haré.

Sin embargo no lo hago para ser feliz o sentirme bien, porque con lo que conozco hasta ahora y que ya puse en practica y entonces conozco cuando una idea es egoista en mi mente, ya siento que no sufriré más.

El odio, la envidia, el no dejar ir las cosas, etc, etc, son cosas que siempre nos enseñaron, pero ahora cambia completamente el verlo como ilusorio, simplemente se pasa a pensar de "no es buena la envidia" a "es insolito tener envidia" y eso ya me hace cambiar completamente, elimino esa idea, y lo mismo con muchas cosas mas que tu ya sabes.

Shams: Creo que, además de ser interesante tu historia, le da gran claridad a la comunicación. Desde Vedanta te podría decir que el sufrimiento se va solo por completo cuando sabes quién eres en realidad. Pero si ahora sientes que es más fácil vivir y que hay poco sufrimiento, es porque el Conocimiento ha estado creciendo en la mente. “Es insólito tener envidia” es un bello y poderoso pensamiento que está en total alineamiento con el Conocimiento. Como te puedes ir dando cuenta, esta “desidentificación” no hace que dejes de ser César, pero te identifica con lo más grande, con lo que es inmortal y eterno, así que César puede seguir haciendo su vida de siempre, solo que sin el sufrimiento de creer que su Ser es limitado y finito.

Si vas sintiendo mayor confianza e interés, puedes seguirte acercando a Vedanta. Dejar la mente en Vedanta es como subirte a un bus después de mucho tiempo de andar cargando tu equipaje. Cuando quieras tener el mapa entero, te recomiendo pedir por Amazon el libro de James Swartz, porque aclara muchísimas cosas y, desde mi punto de vista, es un libro único en occidente.