Todo se resuelve en el Conocimiento

Maqroll: Aunque el trabajo diario ha aumentado y los afanes de la vida aparecen, junto con sus inconvenientes problemas, simplemente aparecen y desaparecen, son solo objetos, entiendo que esto es lo aparente, y que yo soy lo real.

Shams: Así es.

Maqroll: por muy complejas las circunstancias, ninguna es mas que, lo que aparece en mi mente,

Shams: Exacto. ¿Y qué es tu mente? Junto con todas esas cosas, tu mente es también un objeto. Para que todas esas cosas surjan, tu mente debe estar. Pero para que tu mente surja, tú debes de estar. Sin emabrgo, si tu mente desaparece, tú sigues estando. Tú eres más allá de la mente y la mente y el mundo dependen de ti.

Maqroll: sin identificación, y sin apego, en quietud todo se resuelve en el entendimiento de lo que no cambia, Yo.

Shams: En efecto es así. “Todo se resuelve en el entendimiento de lo que no cambia”. Aún si volvieran a surgir apegos y pérdida de quietud (que sin duda volverán a surgir, pues la naturaleza de la mente es cambio constante), el entendiemento “yo soy la Conciencia” se mantiene con firmeza. Y por lo tanto, se sabe que tú eres libre de todo aquello.

Maqroll: Al ver los pensamientos, y lo limitados que son, la apariencia, limitada que he creado, con la imitación, de aprendizaje en la familia, en lo social, en el medio en el que creci, me doy cuenta que todo es apariencia, permitida por mi. apariencia que crea la idea de limitación, inseguridad, etc.

Shams: Así es, apariencia creada gracias a tu poder llamado Maya. Una apariencia en la cuál parecías haber quedado esclavo, cuando en realidad siempre has sido libre de todo aquello. La progresiva disolución de la ignorancia lo está muestra con claridad en tu mente.

Maqroll: Desgranar esta apariencia otorga entendimiento.

Shams: Sí. Eso es la indagación, la aplicación del conocimiento, que deja al descubierto tu verdadera identidad.

Maqroll: Aunque el ser no necesita entendimiento, no necesita desgranar, por que ya es.

Shams: Exacto. El ser no necesita entendimiento intelectual. El entendimiento intelectual es aplicado en la mente para eliminar las ideas erróneas. Pero el ser es mucho más sutil que eso. El verdadero conocimiento no es intelectual. El verdadero entendimiento eres tú mismo. Tú eres conocimiento automático de ti mismo. Contémplalo una vez más: ¿cómo sabes que existes, que eres? Simplemente lo sabes. De hecho, es lo único que puedes saber a ciencia cierta en todo el universo. Que tú eres. Las demás conclusiones que adquiere la mente, cuando se identifica con el cuerpo y con la mente (simples objetos que aparecen en ti) no son conocimiento directo. Son conclusiones que no se sostienen más que en la ignorancia. Sin embargo, el saber “yo soy el Ser” o “yo soy la conciencia”, es conocimiento directo, evidente. Tú eres el conocimiento inmediato de ti mismo. La mente debe poder reflejar este conocimiento natural del ser, por medio de la aplicación de Vedanta, que elimina las ideas erróneas sobre el ser.

Maqroll: El saberse ser evita el error de la interpretación erronea de la percepción, es claro que el sabor de la identificación que se ha manejado durante no se cuanto tiempo pesa, y lo tamasico y rajasico, tiene sus cualidades que ejercen acciones y reacciónes.

Shams: En efecto, aunque el conocimiento del ser comience a tomar firmeza en tu mente, el individuo nunca se liberará de los karmas normales de la vida. Es cierto que ya no se generarán nuevos karmas porque la mente dejará de soñar que la dicha está en los objetos (pues sabe que la dicha está en el sí mismo), pero los viejos karmas seguirán en funcionamiento. Y eso implica que los estados tamásicos y rajásicos continúan apareciendo en la mente. La gran diferencia es que la mente se reconoce a sí misma como un objeto y reconoce a todos los gunas como un objeto, pues tampoco se apega al guna de la dicha (sattva). Guna significa atadura pero el ser no es atado por nada y todo es en él.

Maqroll: Gracias por tus aclaraciones, son la lampara que me esta alumbrando, para salir de la ignorancia. Siempre espero tus comentarios

Shams: Yo he tenido que escribir muy poco. Te recomiendo continuar con la indagación y seguir leyendo Vedanta hasta que todas las posibles huellas de ignorancia sobre tu identidad desaparezcan.